viernes, 27 de noviembre de 2015

Porque tanto os quiero

 
 
 
Se abrieron mis entrañas para guardaros dentro.
Fui comida y calor,
y mi voz, vuestro cuento.
 
Se abrieron mis entrañas
para daros aliento,
resguardaros de todo;
proteger vuestro sueño.
 
Se abrió mi cuerpo entero
y dejó de ser mío
para ser todo vuestro.
 
Una cueva secreta
con una llave mágica
que cerraba la puerta.
Una cueva secreta
donde acunaros meses,
y daros de comer;
y teneros calientes.
 
Y pasaron los meses
y pasaron los días,
y al sentir vuestro aliento
tranquila me dormía.
Y pasaron los días
y pasaron los meses.
Os notaba allí dentro,
poco a poco impacientes.
 
Y cuando del calendario
volaron nueve hojas,
crecieron las patadas...
Crecían las patadas...
Creció también el miedo...
Os cogería en brazos,
ya no os tendría dentro...
 
Después de muchas horas,
ya se escapaba el día,
llegó Blanca y radiante
la niña de mi vida.
Con su piel tan morena
recubierta de sangre,
y su marca en el rostro,
y su pelo tan negro.
Sus ojos como abismos
que me veían por dentro...
 
Y tras pasar tres años,
y volar ya las hojas
de otros tres calendarios..
 
Cuando en el reloj ya
casi daban las cinco
de tarde veraniega,
lloró sobre mi pecho
y yo lloré de alivio
como niña pequeña
por el pequeño mío.
El de los ojos de agua
y de cielo, y de estrellas,
que guarda en la mirada
la luna llena entera.
 
 Y el miedo sigue ahí,
y ahí seguirá siempre
porque os quiero tanto, tanto,
que siempre está presente.
Por un posible daño,
un golpe, un arañazo.
Por si os hace llorar
algún niño en el patio.
 
Y el miedo sigue ahí.
Y crecéis sin remedio,
y sin remedio él crece,
y seguirá creciendo,
porque os quiero tanto, tanto...
Porque tanto os quiero...
 
 
Esto es de esos dos pedacitos de mí que ya caminan por el mundo; que forman parte de lo que tengo y de lo que soy; tendré y seré.
 
 

 


17 comentarios:

  1. ¿Y esos dos peques no se comen tu nariz de chocolate, Eva? ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uy, pobre ! Por suerte el Sr. Nariz de chocolate e uno de los seres con más paciencia que conozco. Trufo ha pasado por sesiones de belleza, por qué le dieran de comer con cuchara, reconocimientos médicos... se lo comen a besos :). Sus historias me ocuparían más de una entrada. Besos !

      Eliminar
  2. Bello..me encantó...los niños siempre serán el nuevo mundo que comienza.... un saludo especial,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias ! Sí, los niños son lo que vendrá, la esperanza, ese futuro que todavía podemos imaginar. Un saludo !;)

      Eliminar
  3. Preciosas palabras para la maternidad..
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Preciosas palabras para la maternidad..
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Ay, qué bonito, Eva. Me emocionan profundamente tus palabras y eso que no soy madre. Quizá es que me acuerdo de lo mucho que me quiso siempre la mía, no sé, pero estoy muy conmovida. Ya me pasó cuando leí el trocito que pusiste el otro día de este mismo poema, y el que colgaste anteayer (continuidad). Son preciosos, y me llegan al corazón de una forma muy especial. Gracias.
    Mil besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Chari! Yo no creo que haya que ser madre "física y literalmente " para entender o sentir. Creo que es una cuestión de corazón, de intuición, de emoción. Mucha gente pondría el grito en el cielo ( y mucha lo ha puesto ), pero amar a un animal, a un amigo, a un compañero; cuidarlos... también es una maternidad. Por favor, no pienses que estoy loca... o sí ;). Muchos besos!

      Eliminar
  6. Hacía mucho tiempo que no leía un poema, unas palabras, unos sentimientos que vinieran tan directos del Alma. Ese miedo que crece al ritmo de tus dos soles, de tus otras dos partes, es comprensible. Solo el tiempo nos concederá la confianza.

    Muchos besos, para tus niñas también.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Mila, por leerme y por las palabras qué me regalas. Las mías son de las que nacen sin pensar demasiado. Sólo los miraba recordando cuando nacieron, cómo crecen... En fin... gracias !

      Eliminar
  7. Qué bonito Eva!!!!! Con lo difícil que encontrar palabras para decir lo que llegaos a querer a los hijos y tú las has encontrado.
    Como madre de hijos mayores te daré una mala noticia; ese miedo va aumentar mucho, cuando dejemos de tener miedo a que les peguen en el patio tendremos miedo a que los metan en líos, a que beben, sufran algún acoso o no encajen en el grupo, y cuando vemos que nada de eso sucede nos asustará que sufran por esos amores adolescentes que ahora nos hacen sonreír pero que en su momento nos torturan...o lo al que lo pasan con los estudios, acostándose de madrugada y levantándose a las cinco de la mañana para estudiar, sin saber a donde les llevará tal como esté el panorama, esto es un nunca acabar pero merece muchísimo la pena.
    Un besito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, de verdad! Sólo escribí, pues, lo que siento. Jo ! Lo de la mala noticia ya me la olía... en vista de que cada día crecen temores ya imaginaba que cuando son mayores el crecimiento debe ser exponencial... Uff! Qué miedo, la verdad. Pero como tú dices, estoy segura de que merece mucho la pena. Muchos besos y gracias por leerme!

      Eliminar
    2. Muchas gracias, de verdad! Sólo escribí, pues, lo que siento. Jo ! Lo de la mala noticia ya me la olía... en vista de que cada día crecen temores ya imaginaba que cuando son mayores el crecimiento debe ser exponencial... Uff! Qué miedo, la verdad. Pero como tú dices, estoy segura de que merece mucho la pena. Muchos besos y gracias por leerme!

      Eliminar
    3. Muchas gracias, de verdad! Sólo escribí, pues, lo que siento. Jo ! Lo de la mala noticia ya me la olía... en vista de que cada día crecen temores ya imaginaba que cuando son mayores el crecimiento debe ser exponencial... Uff! Qué miedo, la verdad. Pero como tú dices, estoy segura de que merece mucho la pena. Muchos besos y gracias por leerme!

      Eliminar
  8. Qué poema tan precioso, Eva. Tus versos emocionan y conmueven :)

    Creo que solo una madre podía haber escrito con tanta credibilidad esta porción de amor hecha letras. Me ha encantado!!

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! La verdad, siempre los tengo en la cabeza. No sé si soy obsesiva o si es "normal", pero su presencia constante siempre me susurra palabras (no siempre son tan tiernas ;)). Besos

      Eliminar